El tiempo de recarga de un vehículo eléctrico se reduce a 5 o 10 minutos y permitirá completar el recorrido Madrid-Cádiz por poco más de 15 € y sin emisiones de CO2

 

En la región, la compañía tramita otros 18 cargadores en vía pública -uno de ellos Premium- y analiza hasta siete emplazamientos adicionales; varios de ellos de recarga super rápida.

 

Iberdrola acelera su plan de movilidad sostenible, que prevé la instalación de 150.000 cargadores eléctricos en hogares, empresas y en la vía pública -en autovías, apuesta por la recarga super rápida en los próximos cinco años.