• El despliegue de infraestructura de recarga para vehículos eléctricos se está haciendo en los centros de Luz del Tajo, en Toledo; Valle Real, en Santander; y Gran Casa, ubicado en Zaragoza.
  • En todas las instalaciones, los usuarios podrán elegir entre cargadores rápidos que con sus 50kW pueden cargar el 80% de la batería del vehículo en apenas 20 minutos; o si disponen de algo más de tiempo (una hora aproximadamente), podrán utilizar puntos semirrápidos (hasta 22kw) para recuperar el mismo porcentaje de la batería.
  • Cada centro contará con una zona exclusiva donde podrán cargar 6 vehículos simultáneamente y además con energía certificada de origen renovable.
  • Para usar los cargadores tan solo hay que descargarse “JuicePass”, la aplicación de Endesa X, y los clientes podrán gestionar las recargas de su vehículo eléctrico directamente desde su teléfono móvil: pagar, reservar con hasta con 15 minutos de antelación, etc.
  • Al estar instalados en los parkings de los centros comerciales, todos los cargadores son de acceso público y, además, universales, es decir, cualquier modelo de vehículo eléctrico del mercado podrá cargar en ellos.